jueves, noviembre 23, 2017

Pesadilla antes de Navidad... y de Acción de Gracias

Hacía mucho tiempo que no lograba perturbarme una pesadilla.



En estos días, con mis defensas cerebrales débiles, he caído víctima de una de ellas. Como siempre ocurre en estos casos, parecía de lo más real.

Estaba en el coche, intentando sacar el vehículo de un aparcamiento. Una tarea que en principio debe ser sencilla, pero ya sabemos cómo se complican misteriosamente las cosas en los sueños... el caso es que al dar marcha atrás, por más que miraba por el retrovisor —o girando el pescuezo directamente— era incapaz de calcular la distancia, no lograba ver bien y en el sensor del aparcamiento trasero sonaban unos ruidos sin ningún sentido, unos pitidos que no aportaban ninguna pista con respecto a la distancia, era un sonar caprichoso como si de repente le diera por interpretar con pitiditos la música de la banda sonora original de "La guerra de las galaxias" o cualquier otra gilipollez por el estilo.

Ante este cúmulo de despropósitos decidí que tenía que bajar del coche para echar una mirada al aparcamiento desde fuera, con una visión global. Fue en ese momento, al apearme del coche, cuando me di cuenta de que había estado intentando conducir el coche todo el rato desde el asiento trasero... ¿¿¿???

¡Claro! —vi la luz—. Por eso me estaba resultando tan difícil una maniobra tan sencilla, porque estaba sentado en el asiento de atrás y apenas puedo llegar a los pedales o al volante, ni ver bien por los espejos.

Todo parecía tener su lógica dentro del sueño. En ese momento empezó a sonar mi móvil y recuerdo que pensé: "Debo estar borracho para no haberme dado cuenta de que estaba intentando conducir desde el asiento trasero, así que alguien (con lógica preocupación) me está llamando para interesarse por mi estado". 

Y en esas estaba cuando iba a responder al teléfono para tranquilizar a esa persona que se preocupaba por mí, cuando me di cuenta de que lo que sonaba era el despertador del móvil en la mesilla de noche porque era la hora de levantarme para ir a currar.

En fin, feliz día de acción de gracias, happy thanksgiving day, joyeux jour de l'action de grâce, que yo fiestas me apunto a todas.

P.S.- No me olvido de que tengo pendiente la anécdota de "La buena tierra".

Saluti a tutti!

No hay comentarios:

Publicar un comentario